Computadoras icónicas de los 80

Fecha de emisión: 02 mayo 2022

Semana 18 – del 2 al 8 de mayo de 2022

Programa 27 – Computadoras icónicas de los 80

Playlist:

Duncan Dhu – En Algún Lugar

Mecano – La Fuerza Del Destino

Hombres G – Voy A Pasármelo Bien

La Unión – Maracaibo

Iván – Fotonovela

Miguel Bosé – Solo Pienso En Ti

Miguel Rios – Santa Lucia

El Último De La Fila – Como Un Burro Amarrado En La Puerta Del Baile

Radio Futura – Veneno En La Piel

 

 


 

La década de los 80 fue muy importante desde varios puntos de vista, tal vez una de las décadas más creativas que la humanidad haya visto, hoy quiero hacer referencia a las computadoras personales, aquellas por primera vez salieron de la oficina, para por fin tenerlas en casa, y que muchos de nosotros aun recordamos con melancolía como nuestra primera computadora, para generaciones recientes su primer computador será su teléfono inteligente, pero para mi generación, fue algo más grande, lento y totalmente desconectado, que generalmente se controlaba con comandos escritos. Desde entonces la computación ha viajado evolutivamente a velocidades que nos asombran. En este programa les traigo, las que considero, son 8 de las computadoras personales más icónicas de los 80.

 


Apple II

La familia de las Apple II arrancó en 1977 y estuvo vigente hasta principios de los 90. Pensando su uso en los hogares, se diseñó para que se pareciese más a un electrodoméstico que a un dispositivo electrónico avanzado, estaba construida dentro de un chasis de plástico, de color beige, con el cual se permitiese acceder al interior de la máquina para que ésta pudiese ser ampliada. Ofrecía gráficos a color y de alta resolución, sonido y la posibilidad de programarse en lenguaje BASIC, las primeras unidades incluían un procesador de 1 MHz, 4 KB de memoria RAM, 12 KB de ROM y una interfaz para cintas de casete.

 

Con un precio que oscilaba los 1.298 dólares en su versión de 4 KB de RAM y 2.638 dólares en la versión de 48 KB, este computador permitía guardar y recuperar programas y datos en cintas de casete de audio, después se lanzó una unidad externa de disquete que se conectaba a uno de los puertos de expansión. Su diseño abierto fue significativo, con la inclusión de ranuras de expansión que facilitaron el desarrollo de ampliaciones y periféricos como: controladoras de puerto serie, tarjetas de vídeo, tarjetas aceleradoras, tarjetas de sonido, discos duros, ampliaciones de memoria o tarjetas emuladoras que permitieron que el Apple II se adaptase a cualquier necesidad.

 

El Apple II fue también revolucionario en la publicidad y marketing, que ayudaron a catapultar sus ventas. El primer anuncio de la Apple II en la revista Byte, ocupaba dos páginas del producto y una tercera para el pedido. En 1981 se ideó el logotipo de la manzana mordida con los colores del arcoíris, para destacar la capacidad de gráficos a color. Desde los inicios de sus ventas, se le prestó mucha atención al empaquetado del producto, que realmente no dista mucho de lo utilizado hoy en día: una caja donde predomina el color blanco y destaca el logotipo de la manzana mordida.

 

Gracias a su popularidad, impulsó el mercado de los juegos de computador, el del software educativo y, en el sector empresarial gracias a la primera aplicación de hojas de cálculo del mundo: VisiCalc. El Apple II tuvo un gran impacto en el sector doméstico porque hizo reaccionar al resto de la industria y les mostró la viabilidad de las ventas en dicho segmento. Al Apple II le siguieron computadores de bajo coste como el IBM PC o el Commodore 64.

 


Commodore 64

La Commodore 64 fue presentada en el CES de 1982. Commodore era un fabricante que gozaba de gran prestigio, gracias al lanzamiento de dos computadoras. El Commodore PET destinado al segmento profesional y, el Commodore VIC-20 de bajo coste destinada al usuario doméstico. Commodore poseía una filial, MOS Technology, que se dedicaba al desarrollo y fabricación de circuitos integrados y pensando en las nuevas generaciones de videoconsolas, la compañía inició un proyecto para desarrollar los circuitos VIC-II para gráficos y SID para el audio.

 

En enero de 1981, el equipo de desarrollo propuso lanzar un nuevo computador que suplantara al VIC-20, pero con el requisito era que tenía que contar con 64 KB de RAM, y además que pudiese presentarse en el CES. Esta nueva computadora se llamó C64. El prototipo viajó al CES de Las Vegas y dejó impresionados a los asistentes que veían cómo una computadora doméstica de 595 dólares era capaz de ejecutar lo que veían. Ese fue el precio de venta con el que el C64 se lanzaba en agosto de 1982.

 

El Commodore 64 estaba dotado de un microprocesador MOS Technology 6510/8500, una GPU MOS Technology VIC-II de 16 colores, un chip de sonido MOS Technology 6581/8580 SID, 64 KB de RAM, 512 bytes de memoria de vídeo y una ROM de 20 KB que incluía BASIC. Además, el C64 incluía un puerto RS-232, un puerto IEC, una salida de vídeo compuesto y audio, dos conectores para mandos de juegos, ratón, lápiz óptico o tableta gráfica para diseño.

 

Todo esto junto a una ranura para cartuchos, propició el desarrollo de muchos juegos, el C64 desató locura entre los usuarios y generó un gran mercado. Gracias al C64 se consolidaron compañías como Electronic Arts, que en 1983 lanzó Pinball Construction Set. Buenos gráficos, buen sonido y un amplio catálogo de títulos lanzaron al Commodore 64 y lo convirtieron en uno de los dispositivos más deseados durante los años. El Commodore 64 se convirtió en el computador personal más vendido de la historia con un total de 19 millones de unidades.

 


IBM PC

IBM sabe que no fue la primera computadora personal, ni la más avanzada, pero lideró la revolución que llevaría la computación personal a la vida diaria. Antes del PC de IBM, ya existían computadores personales, cada uno con su procesador, incompatibles entre sí. Pero entonces llegó IBM y convirtió su PC en un estándar de la industria, una computadora que inspiraría al resto de los fabricantes. Empresas como Commodore, Apple o Atari empezaron a crear computadores de tamaño reducido, que prácticamente cualquiera pudiera manejar, todas tenían en común: un microprocesador, BIOS, memoria ROM, disquetera, placa madre y sistema operativo, con un precio alrededor de los 1.000 dólares.

 

IBM buscó los componentes fuera de la compañía. Microsoft aportó el sistema operativo. PC-DOS, Intel el procesador 8088, el monitor era propio, de la división japonesa, La impresora de Epson, y el teclado y la unidad de sistema se crearon en IBM. Tuvieron la genial idea de publicar los diseños del sistema de circuitos y los códigos del software para que otros crearan software y periféricos compatibles. El precio fue de 1.565 dólares, con lo que obtenías una máquina con 16 KB de RAM, con aplicaciones, junto a MS-DOS, VisiCalc o EasyWriter. Además, podías añadir la pantalla, impresora, una o dos disqueteras, más memoria RAM, comunicaciones, adaptador de juego y otras aplicaciones.

 

La IBM PC se dio a conocer el 12 de agosto de 1981 en una conferencia de prensa en la ciudad de Nueva York. Su diseño, sus prestaciones, su precio y la campaña publicitaria hicieron posible que personas que nunca habían comprado un computador, se plantearan la idea de tener uno en casa. Una revolución como la que se vivió con la introducción del televisor, la radio, el automóvil o la electricidad en casa. Tras el éxito del PC de IBM, otros fabricantes sacaron sus versiones inspiradas en el IBM 5150. Empresas como Compaq, Dell o HP lanzaron computadoras personales “compatibles con IBM”. Crearon sus propias versiones de la BIOS del IBM PC, sin pagar derechos de uso a IBM. También lanzaron periféricos compatibles y así nació un estándar en la industria de la computación personal y el concepto de PC se convirtió en una palabra genérica de uso cotidiano.

 


Atari ST

La era de los computadores de 16 bits no fue exclusivo del PC y el Macintosh, tuvo dos rivales dignos, uno de ellos el Atari ST. Lanzado en 1985, se diseñó para competir contra el Apple Macintosh y el IBM PC AT. El Atari ST usaba el Motorola 68000, su rendimiento era mejor que el Intel 8086 en el IBM PC original, la fuerza del ST era ofrecer un computador a un precio competitivo. Batalla que perdió contra el PC debido a la cuota de mercado y la enorme cantidad de software disponible. En cuanto a la RAM, el primer ST se lanzó en dos variantes. La primera 520ST con 512 KB y la segunda con 1 MB bajo el nombre de 1040ST, también disponía de 192 KB de memoria ROM.

 

Los procesadores de apoyo o aceleradores liberan al procesador de ciertas tareas, las realizan de manera más eficiente o le añaden capacidades que antes no tenían. Los cuatro chips de apoyo eran totalmente personalizados y creados por la propia Atari, no eran los únicos chips de apoyo, ya que se le añadieron otros chips disponibles en el mercado. Como el controlador para disqueteras WD 1772, el controlador 6850 para las interfaces de E/S. El Motorola 68901 para la gestión de interrupciones y el generador de sonido YM2149.

 

El sistema operativo era el TOS, este disponía de una interfaz gráfica de ratón llamada GEM que se combinaba con GEMDOS, un sistema operativo de características similares al MS-DOS, todo ello para mostrar una interfaz de usuario muy parecida a la del Apple Macintosh. Pese al intento de Atari de competir de tú a tú frente a IBM y Apple, acabó teniendo éxito en el mercado doméstico durante los primeros años, la mayoría de los usuarios lo utilizaron para videojuegos y el hardware del ST se veía corto para ello. La demanda por los videojuegos en el ST tuvo como respuesta, el Atari STE, una versión mejorada, que añadía una serie de mejoras sobre el hardware original.

 


Spectrum ZX

El Sinclair ZX Spectrum fue uno de los computadores más populares de todos los tiempos, de origen británico, se lanzó el 23 de abril de 1982. A principios de la década de los ochenta, la informática todavía era muy cara, pero Sinclair ZX Spectrum quería afianzarse en los hogares con su bajo precio de 125 libras, por aquel entonces sus rivales se vendían por más de 300 libras. El modelo original del Sinclair ZX Spectrum se destacaba por, su precio, tamaño compacto y bajo peso.

 

Fue diseñado para ser el computador a color más barato, el resto de las características de hardware incluyen un CPU Zilog Z80, 16 KB de ROM y 16 KB o 48 KB de RAM, en cuanto al almacenamiento, se usaban cintas de casete de audio comunes. Entre 1982 y 1987, Sinclair lanzó un total de ocho modelos, con importantes mejoras. El Spectrum ZX 48K se lanzó a la par del modelo original que costaba 175 libras, pero ofrecía 48 KB de memoria en lugar de 16 KB. En 1984 llegó el ZX+, que introdujo un teclado profesional. Más tarde, en 1985, fue el turno del Spectrum ZX 128, con 128 K de RAM, audio de 3 canales, compatibilidad con MIDI, un puerto serie, salida de video RGB, ROM de 32 Kb, un editor BASIC mejorado y un teclado externo.

 

Después, ya de la mano Amstrad, que se hizo cargo de la división informática de Sinclair, se lanzaron el ZX Spectrum +2, con un nuevo teclado, dos puertos para mandos de juegos y una grabadora incorporada. Y luego llegó el Spectrum +3, con una unidad de disquete de 3 pulgadas, puerto paralelo y nueva ROM. El Sinclair ZX Spectrum se caracterizaba por su sencillez, pero tenía una librería de software con más de 14.000 títulos. Incluía implementaciones en lenguajes de programación como C, Pascal, Prolog, Modula-2, LISP, compiladores de BASIC, programas de bases de datos, procesadores de texto y hasta programas de diseño gráfico, pero su fuerte, sin dudas, eran los juegos.

 

En la actualidad, perdura una comunidad de jugadores y desarrolladores que siguen impulsando el Spectrum ZX, por lo que se ha generado un mercado de coleccionismo y de juegos tanto originales en cinta como en emuladores. De hecho, el hardware del computador sigue demostrando su potencial al ejecutar varios juegos recientes.

 


MITS Altair 8800

En este recorrido que estamos haciendo por las computadoras icónicas de los 80, Hablaremos del Altair 8800 del año 1975, a destiempo con la década, pero que vale la pena incluir en este programa. El Altair 8800 fue un computador desarrollado por MITS, una compañía que empezó desarrollando sensores y componentes para los aficionados a los cohetes, que luego cambió al desarrollo de calculadoras y que finalmente apostaron por crear un kit de computador que pudiese venderse.

 

Con el lanzamiento del Intel 8008 en 1972, y su sucesor, el 8080 en 1974, muchos aficionados trabajaron en el diseño de kits de microcomputadores basados en estos procesadores, y la revista Popular Electronics se propuso encontrar un kit que fuese sencillo de implementar. Uno de los fundadores de MITS se reunió con los editores de la revista y presentó su diseño que, como novedad frente a los existentes, utilizaba una placa de circuito impreso frente a los modelos presentados que se basaban en el cableado de componentes y su soldadura a mano.

 

La primera unidad se perdió y nunca llegó a su destino, pero afortunadamente se pudieron tomaron fotos y se pudo escribir el artículo de la presentación en Popular Electronics, lo que dejó margen para preparar un reemplazo que estuvo disponible el 19 de diciembre de 1974 y se presentó en el número de enero de 1975 de la revista. El Altair ofrecía un kit con bastante potencia, algo que demandaban los aficionados.

 

La idea de MITS era vender 200 unidades en ese año, para su sorpresa vendieron 2000 unidades el primer mes que salió a la venta y, de hecho, en un sólo día se llegaron a vender 200 unidades, este computador personal no tenía teclado o pantalla y, por tanto, la introducción de datos se hacía mediante unos interruptores que codificaban los datos en binario y los resultados se visualizaban mediante unos leds.

 

En cuanto al software, la compañía recibió una carta desde Seattle firmada por un tal Bill Gates y un tal Paul Allen que le ofrecían su lenguaje de programación BASIC para el Altair. Roberts los llamó, y Gates y Allen le ofrecieron a Roberts el BASIC para el Altair. Este computador es una leyenda porque fue el primer computador personal con un apabullante éxito comercial y que, al igual que el resto de las máquinas contemporáneas, hoy en día es una importante pieza de colección que sigue teniendo kits de desarrollo para todo aquel que quiera construirse una réplica.

 


Commodore Amiga

Jay Miner trabajó en Atari poniendo a punto el hardware de la mítica consola de videojuegos 2600. Transformando cables y placas de circuito impreso en un circuito integrado llamado TIA. En 1979 Motorola lanzó el chip 68000, un microprocesador de 16 bits, Miner se dio cuenta que para que rindiese al máximo, debería estar respaldado por unos chips dedicados para generar los gráficos. Este proyecto fue rechazado por Atari.

 

Luego Miner abandonó Atari y dos años después recibió una llamada de Larry Kaplan, excompañero que también había dejado Atari. Kaplan quería montar una empresa de videojuegos. Ellos y otros exingenieros de Atari fundaron Hi-Toro, que contaría con dos departamentos. Uno desarrollaría videojuegos y periféricos para las videoconsolas de la época. Y el otro diseñaría una videoconsola de 16 bits, con el microprocesador 68000 de Motorola. Desarrollaron tres chips, Agnus, Denise y Paula, para el apoyo de los gráficos y el sonido. Miner en realidad no quería una videoconsola; quería un computador completo. Pero en Hi-Toro no se querían arriesgar. Sabían que, a Atari, Coleco y Mattel, les iba muy bien con las videoconsolas. Y querían seguir ese camino. Miner no se rindió, e instalaría los puertos de expansión para transformarla fácilmente en un computador completo en el futuro.

 

Había una empresa japonesa de máquinas de jardinería que se llamaba Toro, y Hi-Toro no quería ser confundida con esta empresa, así que cambiaron su nombre por Amiga.

 

En 1983 el mercado de las videoconsolas se vino abajo. Y con él, Atari. Se dieron cuenta de que lanzar una nueva videoconsola sería un suicidio, así que, aceptaron la petición de Miner y el proyecto Lorraine finalmente sería un computador y se llamaría Amiga. El primer prototipo se presentó en el CES de 1984 en Chicago, un modelo sin terminar, pero con los gráficos infinitamente superiores a todo lo que había en aquella época. Atari puso sus ojos sobre aquella máquina. Querían los tres chips que respaldaban al procesador.

 

Amiga necesitaba dinero para terminar su proyecto y Atari prestó medio millón de dólares para seguir trabajando en Lorraine. La situación económica de Amiga era crítica, y a Miner no le quedó más remedio que aceptar la oferta. Luego apareció Commodore, que prestó un millón de dólares para cancelar la deuda con Atari. Este capital permitió terminar el computador.

 

El primer Amiga, el modelo 1000, fue presentado el 23 de julio de 1985 en el Centro Lincoln de Nueva York, su recepción fue mejor que la que Lorraine había tenido un año antes en el CES. Aquella máquina cautivó a todos los que tuvieron la suerte de asistir a aquella presentación. Y aún hoy sigue haciéndolo. El resto… es historia.

 


Apple Machintosh

No podía finalizar sin el mítico Macintosh, un computador que marcaría un hito en el sector al igual que lo hizo el Apple II y el IBM PC. El Macintosh apostó por hacer accesibles los computadores personales, con un precio atractivo y que fuese fácil de manejar. La idea se la debemos a Jef Raskin, quien trabajaba en control de calidad, manuales de los productos y la revisión de los embalajes, probaba todos los dispositivos que Apple desarrollaba y había llegado a la conclusión de que el Apple II eran muy complejo para los usuarios inexpertos.

 

Raskin se lo planteó a Steve Wozniak, y le dijo que era el momento de pensar en una computadora fácil de usar y que tuviese un precio asequible. Se desarrolló un primer prototipo muy diferente al que se lanzó al mercado. Constaba de una pantalla de 9 pulgadas en blanco y negro y una unidad de disco y se basada en el Apple II. Fue la Apple Lisa, la que influiría radicalmente en el desarrollo del Macintosh, tanto a nivel técnico como en la propia gestión del proyecto. Apple debutaba en el mundo de las interfaces gráficas de usuario o GUI con el Apple Lisa. Steve Jobs había visitado el Xerox PARC donde conoció el trabajo y desarrollo del Xerox Alto, concepto que desembarcaría luego en el Apple Lisa y posteriormente en el Macintosh.

 

Steve Jobs decidió dirigir el desarrollo del Macintosh junto a Jef Raskin, pero al final, la bicefalia causó sus estragos y Raskin se marchó del proyecto quedando Jobs al mando y transformándolo por completo. El Macintosh se convertiría en el primer computador personal diseñado para el usuario no avanzado con un sistema operativo gráfico que se manejaba con un ratón, que tenía ventanas e iconos.

 

Se debieron alinear los componentes del Apple Lisa y así aprovechar gran parte del trabajo ya hecho para abaratar los costes, hasta que llegaron a la base del Macintosh 128k con pantalla monocromo de 9 pulgadas de 512×342 píxeles y 128 KB de memoria RAM. El 24 de enero de 1984, Steve Jobs asombraría a los usuarios y al sector con su mítica keynote de lanzamiento del Macintosh. Además de realizar una demostración de la computadora, Jobs definió al Macintosh como un producto “Insanely Great” que marcaría un antes y un después en la industria y, la verdad, es que así ha sido.